once noticias
Coronavirus Nacionales

Unos 12 pastores evangélicos han fallecido por COVID-19 en Choluteca  

pastores evangélicos
castgo

La pandemia por COVID-19 continúa arrebatando vidas, y uno de los sectores más afectados en la zona sur del país, es la iglesia evangélica con un alarmante número de decesos entre sus pastores. 

De acuerdo al reporte recabado en la zona sur, al menos unos 12 pastores evangélicos han perdido la batalla contra el COVID-19.  

Lea También: BUENAS NOTICIAS: Hospital de Especialidades del IHSS no reportó muertos por COVID-19 en las últimas 24 horas  

El también pastor, José Luis Canales, confirmó los tristes números, y aprovechó para hacer un llamado enérgico a los miembros de las iglesias que cuiden a sus pastores y que no exijan cultos presenciales. 

Lamentó la incidencia de reuniones con aglomeración de personas, donde ha habido personas con síntomas del COVID-19 y no han sido responsables, por la propagación del virus fue inminente. 

“Hay un límite de vida para todos los seres humanos, pero muchos adelantamos nuestro fin de existencia y gente muere por el alcohol, por las drogas, por la prostitución, se suicidan o no guardan los límites de seguridad y nosotros los pastores nos tenemos que cuidar, porque somos personas que estamos en primera línea, porque si se muere alguien tenemos que estar, si se enferma alguien tenemos que estar”, manifestó.

Lea También: Presidente Hernández| “Así como la fuerte lucha contra la delincuencia, así estamos enfrentando al covid-19”

La mayor parte de guías espirituales que pastorean a los ciudadanos de Choluteca, son mayores de 60 años, por tanto, corren un riesgo mayor a complicar su estado de salud, en caso de contagiarse.


 Apóstol pide a SINAGER le permita orar en salas COVID-19 sin equipo de bioseguridad

Pólemicas declaraciones ha brindado el apóstol coordinador de la Unión Operación Nehemías, Carlos Cerrato, al no estar de acuerdo con los días establecidos para la apertura de las iglesias.

El líder religioso sostiene la contrapropuesta en que los centros espirituales puedan abrirse los fines de semana y no de lunes a viernes, ya que a su parecer, las personas no acudirán a alabar a Dios porque estarán trabajando.

En ese sentido, retó a las autoridades del Sistema Nacional en Gestión de Riesgos (Sinager) a permitirles que un grupo de cristianos lleguen a las salas en que se atienden los pacientes contagiados a orar sin ningún tipo de bioseguridad, y si salen contagiados se retracta de su solicitud.

Lea También: Iglesias presentan protocolo de bioseguridad para retorno seguro

“Que se abran los comercios, que se abran las cantinas, que se abran los burdeles, pero que la iglesia se quede encerrada”, expresó sarcásticamente, “¿quién es el que clama por Honduras?, es el rey de reyes”, dijo el apóstol.

A la vez, relató que fue miembro de la Pandilla 18, y si Dios lo pudo salvar del mundo criminal también puede salvar al pueblo del coronavirus.

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario

Abracemos a honduras
Pepsi