Davivienda
Nacionales

Los emblemáticos edificios que adornan el casco histórico de Tegucigalpa

Ikal Cablecolor nicky

Tegucigalpa arriba a 442 años de historia y parte de su pasado son las emblemáticas edificaciones del centro de la ciudad que muchas veces son imperceptibles a la vista de los habitantes.

En el casco histórico de Tegucigalpa yacen inmuebles de gran relevancia como la iglesia de San Francisco que con 285 años la convierte en el templo católico más antiguo de la ciudad, pero no el único, ya que frente al parque central se levanta la Catedral que cautiva a sus visitantes con su estilo barroco hispanoamericano.

Lea también: En medio de la pandemia, Tegucigalpa cumple 442 años de historia

Una calle de por medio divide a la edificación eclesiástica con el pintoresco Palacio Municipal de Tegucigalpa, una de las obras más hermosos en la historia de la capital como también lo es la antigua Casa Presidencial, considerada por este historiador Pedro Quiel, como la encomienda más importante de su tiempo.

La antigua residencia del Poder Ejecutivo la diseñó el arquitecto de origen italiano Augusto Bressani y su construcción comenzó en 1916, culminando los trabajos en los años de 1920, albergó a varios dignatarios hasta 1990.

En el otro extremo del casco histórico se puede contemplar la iglesia los Dolores con sus columnas de fuste almohadillado, el templo estaba destinado para que solamente trabajadores y esclavos acudieran a misa, mientras que la catedral debía ser ocupada por los criollos y peninsulares.

Lea también: Autoridades CANCELAN el carnaval de Tegucigalpa para conmemorar el 442 aniversario

A escasos pasos de los Dolores también puede apreciarse una obra maestra como el Palacio de las telecomunicaciones y a esquina opuesta el que fuera conocido como el Palacio de los Ministerios, actualmente el Museo de la Identidad Nacional.

Frente al MIN aún permanece el Correo Nacional y una cuadra atrás de este, se distingue el Teatro de la Cultura Manuel Bonilla que pese a lucir diferente a su estructura original, continúa imponente con sus detalles y su predominante rosa.

Historiadores consideran que estos inmuebles son de inmenso valor para la ciudad ya que los habitantes deben difundir el patrimonio cultural del centro histórico de la capital.

Lea también: En los próximos días estará habilitada la ciclovía en el casco histórico

Todo ese conjunto de edificios tanto con arquitectura religiosa como republicana, nos cuentan la historia de la gran Tegucigalpa, la ciudad del encuentro de los señores”, asegura el historiador y catedrático universitario, Arnulfo Ramírez. 

El bagaje en el tiempo convierte a estos icónicos edificios en fieles centinelas que guardan con recelos las memorias de donde vinimos.

Davivienda
El Milagro
Abracemos a honduras