Nacionales

TRAGEDIA: Casi 12 mil menores asesinados en Honduras.

Las más recientes tragedias nos hacen reflexionar.

Este fin de semana pasado Honduras volvió a sufrir una terrible masacre en la que murieron 7 personas, entre ellas un bebe de apenas un añito. A esto se le sumó un hecho escalofriante donde una madre mató con una piedra a su propio recién nacido.

La preocupación embarga a las familias hondureñas tras estos hechos violentos que han estremecido el país y tienen consternada a la población hondureña.

Más leido: AUDIO: Familiar de las victimas de masacre nos cuenta el terror que vivieron.

El caso del bebé de 13 meses, identificado como Marvin Isaac Chavarria, da muestra que en Honduras, ni las criaturas inocentes escapan de la ola de violencia que se vive en uno de los países más violentos del mundo, según la tasa de homicidios de 60 por cada 100.000 habitantes, más de seis veces el promedio mundial de 8,9 de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Marvin quien recién había comenzado a caminar, traído al mundo en condiciones de pobreza, como las que viven la mayoría de los habitantes de la marginal colonia Villanueva de Tegucigalpa, fue arrebatado con balas de AK-47.

Más leido: Video: Familiares despiden entre lágrimas y dolor a víctimas de masacre

El otro caso, suscitado en el departamento de Yoro, en la aldea Puentecita, la madre identificada con el nombre de María Ercilia Acosta George; acabó con la vida de su recién nacido a pedradas, según constató el informe de Medicina Forense.

Casi 12 mil menores asesinados desde 1998.

La increíble cantidad de 11.894 menores de 23 años fueron asesinados los últimos 18 años en Honduras, reveló el pasado viernes el organismo de Derechos Humanos Casa Alianza, a la AFP. Esto es un número similar a la población total de municipios como Pimienta en Cortes, o Valle de Ángeles en Francisco Morazán, y nos hace reflexionar, el impacto social, familiar y psicológico que deja el deceso de estos menores de edad y las implicaciones del germen criminal en el país.

Entre febrero de 1998 y marzo de 2017 se registraron en el país “11.894 casos de ejecuciones arbitrarias y muertes violentas de niños, niñas y jóvenes menores de 23 años”, anotó el organismo en un informe de 35 páginas a los que se le suman los asesinados en los más recientes acontecimientos.

El informe detalló que en el gobierno actual, iniciado en enero del 2014, se ha registrado 2.780 muertes de menores, según los datos recopilados por la organización, que tiene su casa matriz en Nueva York.

Indicó que en marzo pasado fueron asesinados 56 menores y 68 en febrero, de los cuales dos tercios murieron por armas de fuego y los demás por estrangulamiento, arma blanca y otras formas.

En marzo “se observó un nuevo patrón en los asesinatos consistente en asfixiar a la víctima colgándola de la rama de un árbol”, después de ser torturadas y posteriormente rematadas a tiros. Otros aparecen en sacos, bolsas plásticas, amarrados con sogas o envueltos en sábanas, etc.

Según analistas, estas cifras “deberían alertar a las instituciones pertinentes para fortalecer el enfoque en rescate social de la juventud y la intervención de casos de extrema inseguridad social.”

Lea También: En cuatro meses 22 masacres en Honduras; enero y febrero los más sangrientos

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario

Agréganos a Whatsapp