cocina Hogar Vida

Torrejas: El verdadero orígen del delicioso postre navideño

Boxi

En la temporada navideña, todos los hondureños disfrutan de las deliciosas torrejas, un postre tradicional, pero ¿alguna vez se ha preguntado cuál es el origen de ese dulce manjar?

La historia nos cuenta, que la torreja es cien por ciento de procedencia árabe y originalmente se preparaba con turrones.

Con la conquista musulmana en la Edad Media en la zona sur de España llegó esta receta, ya que ellos disfrutaban degustar platillos dulces.

Sin embargo, esta receta asiática tuvo varios cambios en España, ya que Marco Polo (conocido por los viajes en Asia Oriental)  introdujo en Europa la caña de azúcar, canela y clavos de olor.

Lea también: IHSS anuncia avances en la adquisición de vacunas anti-covid

Este postre de nacimiento oriental, tiene varios nombres, por ejemplo, en Italia las llaman “tostada dorada”, y en España la nombran “torrijita”.

El nombre cambia según la región, sin embargo, en el mundo occidental se comen para conmemorar el nacimiento Jesucristo.

Años más tarde, este postre al igual que muchos otros, tocaría tierras americanas, cuando las primeras expediciones españolas llegaron al “nuevo continente”.

Con el paso del tiempo, la receta y su nombre sufrieron varios cambios en Honduras, por ejemplo el nombre, pasó de llamarse torrijita a torreja.

Los hondureños son los encargados de agregarle el sabor intenso de la “pimienta gorda”, ya que este fruto seco tuvo su origen en tierras americanas.

Y de esta manera fue como este delicioso postre que reina en las mesas de miles de familias en el mundo vio la luz hace muchos años.

Lea también: ATENCIÓN: Se forma nueva caravana de migrantes en San Pedro Sula

Cabe destacar, que en Honduras a diferencia de muchos otros países, se preparan las torrejas de tres maneras diferentes, con rapadura de dulce, con pinol y en leche, todo depende de la región del país donde se preparen.

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario

Internet cable color
Abracemos a honduras