Economia

FUNCIONÓ EL “TECITO DE VALERIANA”, Gobierno aceptó modificar porcentajes del ISV

Empresas que obtengan ingresos brutos menores a 300 millones de lempiras quedan exentas del pago del 1.5% de Impuesto Sobre Venta (ISV). Con la previsión que hacia el año 2020 la mayoría de empresas ya no pagarán este tributo.

La normativa comienza a ser aplicable a empresas que reporten ingresos en el rango de 300 hasta 600 millones de lempiras, el porcentaje de pago se reduce al 0.75%  y un 1% para las empresas con ingresos superiores a los 600 millones de lempiras.

Lea También: Presidente Hernández y el cobro por adelantado del 1.5% del ISV

Para hacerlos efectivo, la dirigencia empresarial y el presidente Hernández firmaron un convenio, mismo que será remitido al Congreso Nacional para su discusión y aprobación.

reducción ISV empresarios

Según referencia del sector privado, esta reforma significará un alivio fiscal de 1,300 millones de lempiras, cantidad que el mandatario espera sea reinvertido en la generación de empleo que es prioridad para el país.

También se calcula que este es un beneficio que ayudará a unas 2,500 empresas entre micro, pequeñas  y medianas, a consideración del mandatario con el acuerdo esas empresas  alcanzarán un notable respiro económico.

Mientras que el ISR este año no reflejó incremento alguno.

“En 2019, las empresas que obtengan ingresos brutos entre 300 y 600 millones de lempiras el porcentaje antes citado se reducirá a 0.75% y 0.5%, respectivamente y para las empresas que tengan ganancias superiores a los 600 millones la tasa correspondiente será de 1%”, manifestó el Presidente.

Con la expectativa que hacia el 2020, solo las empresas que tengan ingresos superiores a los mil millones de lempiras estarán sujetas a este impuesto que únicamente será de 1%, manifestó Hernández.

Lea También: Presidente Hernández a Luis Larach: Díganle que se tome un tecito de valeriana

reducción ISV empresarios

Durante los últimos meses, los puntos encontrados entre el mandatario y la cúpula empresarial con respeto a esta obligatoriedad calentaron tanto los ánimos, que el presidente Hernández llegó a recomendar Luis Larach, a manera de broma, que se tomara un “tecito de valeriana”, (hierva que calma los nervios), cuando éste publicó un comunicado oficial del COHEP, en donde demandaba la cancelación del impuesto, porque estaba causando grave perjuicio a las empresas.

¿De este beneficio a los empresarios también podrá sacar provecho el Estado?  DEJE SU OPINIÓN

Publicidad

Agréganos a Whatsapp