Deporte Nacional

Honduras Progreso tiene nueva cancha para la Liga de Campeones

El máximo representante del fútbol en nuestra región autoriza el Estadio Francisco Morazán para ser la casa del Honduras Progreso en CONCACAF

El equipo Honduras Progreso que será uno de los cuatros clubes que representarán al país, en la Liga de Campeones de la Concacaf, jugará sus partido de local en la fase de octavos de final en el estadio Morazán. El club ribereño desea superar una excelente participación el año 2016, cuando vencieron al equipo Pumas de México en el estadio Olímpico metropolitano.

El Honduras Progreso ya participó en una edición de la Liga de Campeones de CONCACAF y lo hizo con un buen nivel.

Al no llenar los requisitos del estadio Humberto Micheletti de la ciudad de El Progreso, los dirigentes del club pusieron como cancha la del Morazán. La cercanía entre las dos ciudades es una gran ventaja para los aficionados del Perla del Ulúa para realizar el viaje.

Lea También: LD Alajuelense no se confía de Olimpia y hace este importante anuncio

Ayer autoridades de la CONCACAF, evaluaron el estadio sampedrano y el mismo aprobó los requisitos, para ser utilizado por el Honduras Progreso en el torneo internacional.

En conjunto progreseño venció al equipo Pumas de la UNAM en el estadio olímpico metropolitano

Honduras Progreso jugará los octavos de final ante el Chorrillo FC de Panamá, el primer duelo lo hará de visita el martes 1 de agosto.El juego de vuelta donde se definirá el club que avance a cuartos de final será el miércoles 9 de agosto, en el estadio Morazán.

El 9 de agosto, el equipo ribereño recibe al conjunto Chorrillo de Panamá.

Los equipos hondureños que estarán en representación del país son los siguientes: Motagua (Actual Campeón del torneo apertura 2017), Platense (Subcampeón clausura 2016), Honduras Progreso (Subcampeón apertura 2017) y Olimpia (Ganador de las vueltas del torneo apertura 2017).

Lea También: Honduras Progreso va con todo por su “triplete”

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario

la señora fazilet