coronavirus
Coronavirus Internacional

Interminables filas hacen los estadounidenses para realizarse una prueba de COVID – 19

coronavirus

Los Estados Unidos mantiene una alta escalada de contagios, en los últimos días, las personas acuden por centenares a los establecimientos donde realizan las pruebas de COVID – 19.

El encargado del sistema de salud en los Estados Unidos, aseguró que ahora los jóvenes representan la mayoría de los casos en ese país.

Lea también: Estadounidenses se podrían quedar sin “Tik Tok” y otras aplicaciones chinas

Durante las últimas jornadas, 36 estados registraron aumento en los contagios, incluyendo Texas que rompió su propia marca de diez mil infectados en un solo día.

Mientras las personas acuden a los centros donde toman las muestras del test por coronavirus, a parte de enfrentar largas filas, también están a merced de la escasez de insumos para llevar a cabo las pruebas.

Esa situación la vivieron ciudadanos en Nueva Orleans donde muchos no pudieron someterse al examen médico debido a que los materiales para realizarlos acabaron a pocas horas de aperturar.

Lea también: La RAE aclara la duda sobre si es el o la Covid-19 el nombre correcto de la enfermedad

La situación que atraviesa ese país no es la mejor, las cifras demuestran que EEUU está a punto de sobrepasar los tres millones de contagios.

Además, las muertes registradas ascienden en al menos 131 mil, según datos oficiales.

Las autoridades atribuyen el alza de casos porque la población no está acatando las medidas de distanciamiento.

Lea también: Existen evidencias de que el Covid-19 puede propagarse por el aire según la OMS

En algunos ocasiones en redes circulan imágenes de playas llenas y testimonios de personas que asistieron a reuniones y ahora están contagiados, abundan en todo EEUU.

Por lo pronto, algunos estados mantienen sus reaperturas económicas, destacando que Nueva York y Nueva Jersey, el primer epicentro de la pandemia, aparentemente lograron controlar el virus hasta el momento.

Etiquetas
Abracemos a honduras
coronavirus