Internacional

Video: Pena de muerte para hombre que torturó y mató a niño

pena de muerte

Gabrielito de tan solo 8 años fue torturado hasta matarlo por su padrastro y su madre en el 2013. Autoridades estadounidense dictan condena para ambos ante tan horrible e inhumano crimen.

Isauro Aguirre de 37 años fue condenado a la pena capital después de torturar, quemar y asesinar a su hijastro de tan solo 8 años en Los Ángeles, California.

Dictan sentencia a asesinos de Gabriel

 

Lea También: ¡Increíble! entierran viva a una bebé, pero horas después la rescatan con vida

Horrible, inhumano y peor que el demonio, fueron las palabras del juez George Lomeli antes de anunciar la sentencia al desalmado hombre, que junto a su esposa, han sido declarados culpables de asesinato en primer grado con el agravante de torturas.

El caso ha estremecido Estados Unidos, sobre todo por el nivel de abuso y crueldad al que fue sometido Gabriel F. Según lo revelado durante el juicio, el motivo que llevó a Isauro Aguirre y a la madre del menor, Pearl Fernández a torturar al niño hasta matarlo fue la homofobia de estos adultos quienes consideraban que el menor era gay.

Fernández y Aguirre, según lo comunicado en el juicio, no solo torturaban al menor, sino que lo dejaban por días sin comer y lo encerraban en un armario por horas. 

pena de muerte
Gabriel Fernández

Lea También: Familiares buscan entres los escombros a víctimas del volcán

La maestra de clases del menor fue la primera en denunciar a las autoridades y servicios sociales de los signos de abuso que presentaba G.F, pero los agentes implicados no actuaron con la suficiente premura o interés hacia el caso.

Los tres agentes de servicios sociales también serán procesados a causa de su inacción y por no haber tomado las medidas del caso para separar al pequeño G.F de sus familiares.

El estado de California no había aplicado la pena capital en 11 años, pero para el juez George Lomeli, esta condena es la adecuada para el padrastro del menor debido a que no considera que este se arrepienta de su delito.

Espero que ambos se despierten un día a la mitad de la noche y se arrepientan de lo que le hicieron a G.F, pero también espero, que aun así no puedan encontrar paz, fue lo expresado por Lomeli.

Por su parte, la madre del menor, quien expresó su arrepentimiento sin éxito alguno, recibió cadena perpetua sin permiso de apelación por ser partícipe de la tortura y asesinado de su propio hijo.

Cabe destacar, que el padre biológico del menor estuvo presente en la sentencia y manifestó su pena al no poder haber ayudado a su pequeño al encontrarse preso por robo.

 

Publicidad

Encuesta