Arte y Cultura Vida

¿Cuál es el significado del Viernes Santo?

Valencia (Comunidad Valenciana), 03/04/2015. Miembros de las distintas cofradías y público se mezclan este viernes santo durante la procesion a la playa de la Semana Santa Marinera para honrar a los muertos en el mar. EFE/Kai Försterling

En este día se conmemora la pasión y muerte de Jesucristo en la cruz

El Viernes Santo es el segundo día del llamado Triduo Pascual, el periodo de Semana Santa durante el cual la liturgia católica conmemora la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo. En concreto, el Viernes Santo se recuerda la muerte en la cruz del fundador del Cristianismo.

La Iglesia Católica celebra la “Liturgia de la Pasión del Señor” alrededor de las tres de la tarde, que es la hora en la que se ha establecido la muerte de Jesús en la cruz. Cabe recordar que es una costumbre muy arraigada en los pueblos católicos ayunar y abstenerse de comer carne durante este día.

La feligresía católica también realiza los viacrucis, “camino de la Cruz”, es decir, el que recorrió Cristo durante su Pasión, desde el Pretorio de Pilatos hasta el Calvario.

Junto a diversas oraciones, en general de penitencia y arrepentimiento, se van intercalando catorce meditaciones, que se llaman «estaciones», porque los que hacen este ejercicio de piedad se «estacionan» o detienen unos momentos para meditar en cada uno de los siguientes acontecimientos o escenas.

Comayagua

Las alfombras se han convertido en una verdadera atracción y los comayagüenses adornan las calles el Viernes Santo para la conmemoración del Vía Crucis y el Santo Entierro.

¿Por qué murió Jesús en la cruz?

Jesús se proclamaba como el “hijo de Dios” y comenzó a hacerse popular en la gente por sus milagros y predicaciones, lo que causó el temor de las autoridades religiosas de Judea, quienes conspiraron contra él y decidieron negociar con Judas Iscariote para que lo vendiera, esto ocurrió el Jueves Santo.

Tras ser capturado Jesús fue llevado donde Poncio Pilato, quien no lo percibía como una amenaza; sin embargo, el pueblo clamaba por crucificarlo, por lo que a Pilato no se le ocurrió mejor idea que lavarse las manos frente al pueblo y señalarse “inocente de la sangre de este justo”.

Después de la decisión de Pilato, Jesús fue despojado de sus ropas, golpeado y agredido con piedras y se le colocó una corona de espinas, haciéndolo cargar su propia cruz hasta el monte Gólgota. Luego Cristo fue crucificado junto a otros dos ladrones y bajo un cartel que decía: “Jesús el Nazareno, Rey de los Judíos”.

Publicidad

Agréganos a WhatsApp

CLICK EN EL BOTON DE ABAJO DESDE TU CELULAR