Internacional Titulares

Parlamento australiano aprueba el matrimonio homosexual

El Parlamento de Australia aprobó este jueves el matrimonio entre personas del mismo sexo con una abrumadora mayoría votos, respondiendo positivamente al deseo de la ciudadanía que ya se había pronunciado a favor a través de una una consulta popular.

La aprobación de Cámara de Representantes, con solo cuatro votos en contra, se produjo 8 días después de la aprobación en el Senado y tres semanas después del referéndum nacional, en el que la mayoría apoyó los derechos de la población homosexual.

“Esto nos pertenece a todos. Esto es Australia: justo, diverso, cariñoso y lleno de respeto. Para cada uno de nosotros, este es un gran día”, manifestó el primer ministro Malcolm Turnbull, quien ha apoyado la causa desde hace años.

Después de la votación, los manifestantes que estaban en el Parlamento, empezaron a cantar “I Am Australian” (Soy australiano), un himno de orgullo nacional. Los legisladores se levantaron y los miraron, algunos secándose las lágrimas.

La nueva ley amplía la legislación anterior que brinda igualdad a las parejas del mismo sexo en áreas como beneficios gubernamentales, empleo e impuestos y cambia la definición de matrimonio de “la unión de un hombre y una mujer” a “la unión de dos personas”. De igual forma, con esto Australia reconoce automáticamente los matrimonios entre personas del mismo sexo de otros países.

 

Los defensores de los derechos de los homosexuales elogiaron la histórica votación incluso cuando dijeron que hacía mucho tiempo que debía haberse presentado. En un país donde hubo 22 intentos infructuosos en el Parlamento para legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo desde 2004, dijeron, la ley debe verse como el triunfo de una democracia que aprende a vivir de acuerdo con sus valores.

Un reducido grupo de legisladores conservadores intentó agregar enmiendas “destinadas a salvaguardar las libertades religiosas de los opositores al matrimonio entre personas del mismo sexo”; Sin embargo sus esfuerzos fracasaron.

Los defensores de la ley señalaron que no hay nada en la legislación que obligue a los sacerdotes, pastores, ministros o abogados a realizar las bodas de parejas homosexuales.

Encuesta

Publicidad