Cine Espectáculos

Las 8 películas de Star Wars ¿Cuál es la mejor?

Para un verdadero fan, todas y cada una de las películas Star Wars son dignas de estar en el sitial de las joyas del cine, como lo mejor hecho jamás por el hombre, sin embargo, siempre hay favoritas y habiendo unas que gustan más, tiene que haber unas que gustan menos.

Por ello nuestra lista de hoy va en orden ascendente, es decir, de la cinta de la saga que ha tenido menor acogida por el público, a la que es considerada la mejor de todos los tiempos. Alerta de “spoiler”. Si no ha visto alguna de estas películas, sáltese la información al leer el título.

El ataque de los clones: Tiene algunas de las secuencias más vergonzosas de toda la saga con esos momentos amorosos entre Anakin y Padmé Amidala de picnic en el campo, entre otros. Trató de mezclar la política con la acción propia de estas películas galácticas y con esa historia de amor poco creíble y no consiguió rematar ninguno de los tres aspectos de forma correcta. Salía R2-D2 volando (en la fábrica) y eso ya fue demasiado. También fue bastante vergonzoso el momento en el que colocan la cabeza de C3PO en un androide durante la batalla final. Además, si Jar Jar ya era penoso en ‘La amenaza fantasma’, aquí ya George Lucas desilusionó a muchos. Sin embargo, es importante para entender el resto de la historia.

La amenaza fantasma: No ha ocupado el puesto de la peor de la saga porque cumplió con su función de enganchar a nuevas generaciones. Y porque tiene dos momentos que podrían entrar perfectamente entre lo mejor de toda la saga: la carrera de vainas (que no oculta en ningún momento un gran homenaje a la carrera de cuadrigas de ‘Ben Hur’) y el duelo entre Qui-Gon, Obi Wan y Darth Maul, perfectamente medido y con la genial música de John Williams. Una pena que el personaje de Qui-Gon lo perdiéramos tan al principio de la trilogía.

Rogue One: La primera película en solitario de la saga es visualmente espectacular y tiene una batalla final a la altura de lo que hay que exigirle a ‘Star Wars’, pero desatendió a sus personajes, muchos de los cuales carecieron de alma. Un gran fallo teniendo en cuenta el final que tienen en la película casi todos ellos. A su favor, que es menos infantil y se centró en mostrar el lado más sucio de la guerra galáctica.

La venganza de los Sith: Sin duda la película más completa y con mejor ritmo de la segunda trilogía. Es más oscura (gran secuencia la de la aniquilación de Jedis y la Orden 66), menos infantil y tiene una de las frases más míticas de la saga, dicha por Amidala: “Así es como muere la libertad, con un estruendoso aplauso”. Aunque también tiene ese momento ridículo del duelo final entre Anakin y Obi Wan junto a la lava en el que el segundo le dice al primero que tiene ventaja por estar más alto (después de haber hecho millones de piruetas por todos lados).

El despertar de la fuerza: Aunque es un ejercicio de nostalgia, cumple con creces con la misma misión de ‘La amenaza fantasma’ de captar nuevos adeptos. Pero J.J. Abrams le dio a la película lo que a George Lucas le costó tanto con la segunda trilogía: crear algo con cierta alma y muy entretenido. Pero depende de cómo sea el Episodio VIII: Los últimos Jedi para valorar si es una buena introducción a la nueva trilogía y a un nuevo público o si solo fue un gran movimiento comercial.

El retorno del Jedi: El cierre de la saga original tiene momentos estelares, como el principio en la fortaleza de Jabba y el punto alto del rescate sobre el pozo del Sarlacc o un final épico perfectamente ejecutado: el enfrentamiento a tres bandas entre Luke, Darth Vader y el Emperador mezclado con la batalla espacial y todo lo ocurrido en Endor. Si, mucha gente odia a los Ewoks, pero también mucha gente entró en la saga gracias a ellos. Peores que Jar Jar Binks no son.

La guerra de las galaxias, una nueva esperanza: La película que lo originó todo no ocupa el primer puesto de la lista porque es imposible batir lo redonda que es ‘El imperio contraataca’. Pese a su simple planteamiento, tiene todo para ser un filme de aventuras perfecto: acción, humor, personajes bien definidos, presenta un mundo nuevo al espectador. El paso del tiempo ha dejado algunas partes demasiado viejas pero en general tiene demasiadas escenas míticas como para que no fuera una de las dos primeras películas de la lista.

El imperio contraataca: Hemos estado tentados de dejar este texto en blanco porque la película habla por sí sola. Tiene al mejor Han Solo de la saga, tiene la batalla de Hoth sobre el hielo y tiene el mayor spoiler de la historia del cine con ese Darth Vader ofreciendo la mano a Luke. Lucas hizo bien cediendo la batuta a Irvin Kershne y a Lawrence Kasdan, que le otorgaron a la saga una película casi perfecta en términos de guion, ritmo, montaje, etc. ‘Los últimos jedi’ tiene ahora la presión de ser comparada con ‘El imperio contraataca’, pero lo tiene difícil. No sabemos si la jefa actual de todo esto, Kathleen Kennedy, le ha dicho en algún momento a Rian Johnson la famosa frase de “hazlo o no lo hagas, pero no lo intentes”. Pero contenta ha debido de quedar con la película porque le ha encargado al cineasta una nueva trilogía para el futuro.

 

 

 

Fuente: El País.

Publicidad

Agréganos a WhatsApp

CLICK EN EL BOTON DE ABAJO DESDE TU CELULAR